España está de fiesta

Publicado el Publicada en Blog

vineta-del-nuevo-album-mortadelo-filemon-elecciones-1445950591267
Es muy español el tomarse las cosas a la ligera, tal vez el que seamos el estado más viejo de Europa y uno de los más antiguos del mundo tenga la culpa de esta tendencia a banalizar las cosas. El hastío de la monotonía nos impulsa a cargarnos el país, tal vez para construir uno nuevo. El Régimen del 78 está en crisis está en crisis, es natural que intentemos mejorarlo o cambiarlo por completo, lo malo es cuando lo hacemos a golpe de improvisación y gritando a los cuatro vientos que deseamos un país imposible. No podemos dejar esta vez a nadie en la cuneta. El nuevo país tiene que servirnos a todos y eso significa, que todos estemos un poco apretados e incomodos, pero permanezcamos unidos. Catalanes, castellanos, asturianos y canarios construyendo algo nuevo, pero para ello hay que cambiar algunas costumbres patrias y otras importadas de este siglo XXI, cambalache y febril. Lo primero sería dar valor al país que tenemos, ya les gustaría a muchos de un lado y el otro del mundo vivir en una tierra tan generosa, con un pueblo alegre y crítico. Tenemos algunas instituciones muy sólidas, hemos modernizado a España y podemos afrontar esta nueva etapa con optimismo.
No estoy seguro que Sánchez pueda y le dejen construir ese país, pero tampoco que lo haga Rivera, Rajoy o Iglesias. Lo tendremos que hacer todos, aprendiendo a convivir, a ser mejores personas y mejores ciudadanos.
Durante siglos fuimos el estado más fuerte del mundo, ahora nos toca ser el más unido, el más noble y el mas solidario. No olvidemos que los verdaderos cambios son siempre el resultado de una transformación nacional, no se pueden hacer únicamente haciendo mejores leyes o escribiendo mejores constituciones.
De lo único que estoy seguro es que España persistirá, lleva más de quinientos años haciéndolo, en más difíciles nos las hemos visto y hemos salido victoriosos.

Todo está en los libros

Publicado el Publicada en Blog

Mujer-comiendo-un-libro
Ahora Hacienda, que ya no somos todos, persigue a los escritores jubilados en España. Aunque, pensándolo bien, siempre en España se ha perseguido a los escritores y creadores en general. En este país está tan mal visto pensar, como triunfar e intentar ser honrado.
Los escritores para los de derechas somos unos “rojos”, unos gandules que viven del cuento, para los de izquierdas la cultura es un mero instrumento para adoctrinar al pueblo, por eso tiene que colectivizarse, permitiendo que la piratería continué a sus anchas. Dentro de poco los escritores nos extinguiremos o peor aún, todos seremos escritores.
Sin duda la historia se repite, un país que no ama a sus escritores y que no ama a los libros no puede tener un gran futuro. Espero que los españoles además de criticar al gobierno, que no está de más, deje de piratear música, películas y libros, dando a los creadores la afortunada de jubilarse, ya que me temo que son muy pocos los escritores que tienen que renunciar a su jubilación por ingresar más de ocho mil euros al año en derechos de autor.
Todo está en los libros, hasta el precio de la estupidez humana y sus consecuencias señor Montoro.